Historia de Villanueva de la Reina

Villanueva de la Reina

Villanueva de la Reina es una localidad situada en la zona de la Campiña Norte de la provincia andaluza de Jaén a una altitud de 221 metros y a 42 km. de la capital de provincia, Jaén. Forma una franja alargada de 209 km² (coordenadas geográficas son 38°00′ N, 3°55′ O) que ocupa la región media del Guadalquivir, caracterizada por una orografía llana. En la zona norte del término, el paisaje es montañoso, abundando el pinar, la encina y la vegetación característica de monte bajo. El término municipal forma parte del Parque Natural Sierra de Andújar. Limita al noreste con el término de Baños de la Encina, al este con los términos de Espeluy, Bailén y Lahiguera, al sureste con el término de Cazalilla, al sur con el término de Fuerte del Rey y al oeste con el término de Andújar.

Mapa del término de Villanueva de la Reina (Jaén)

Mapa del término de Villanueva de la Reina (Jaén)

Por su orografía y situación de cercanía al gran Río Guadalquivir, el entorno de Villanueva de la Reina ha sido enclave de las culturas ancestrales, desde el comienzo de la Historia del hombre. En este entorno, se han hallado numerosos restos arqueológicos pertenecientes a la etapa neolítica, íbera y romana. Lo más relevante es su situación como, probablemente, el entorno de la ciudad romana de Iliturgi y el desarrollo de distintas batallas como la de Escipión, una sangrienta batalla a los cartagineses para liberar dicha ciudad del asedio en que la tenían tres ejércitos cartagineses.

Por su término pasaba la Vía Augusta, que unía Roma con Cádiz, donde se ubicaría una parada, Ad Noulas o Nobia, localizada a unos 4 km del actual casco urbano, en la actual Vega Baja.

En época musulmana se ubicó una alquería que Alfonso X El Sabio, cedió a Andújar. En el siglo XIII, se produjo una guerra civil entre los partidarios de Enrique IV y su hermano Alfonso X, siendo Villanueva de la Reina partidaria de éste y Andújar fiel a su hermano. Villanueva, apoderada por el Maestre de Calatrava, envía cartas a Andújar para que declinasen a favor de Alfonso, pero éstas fueron ignoradas y se mantuvieron fiel a Enrique, de modo que el 11 de junio de 1466 tuvo lugar la Batalla de San Bernabé, en la rivera meridional del Guadalquivir, proclamándose como vencedores, ayudados por las condiciones de calor y el factor sorpresa, los partidarios de Alfonso. Más tarde, tras diversas luchas en el castillo cercado de Villanueva, llega Enrique IV a Andalucía desmoronándose la oposición y tomando posesión de los castillos.

En la segunda mitad del siglo XVII ya se llamó Villanueva de Andúxar, ya que pertenecía a dicha ciudad hasta que en 1790, por un decreto de Carlos IV, logra su independencia tras un largo periodo que se iniciaría en el reinado de Felipe II, constituyendo su primer ayuntamiento y adoptando su nombre actual.

En la Guerra de la Independencia (1808-1812), sirvió de base a las tropas del General Dupont, que hicieron retroceder a las de Reding acantonadas en Mengíbar, y también de allí partirían las tropas de Castaños hacia la Batalla de Bailén, desarrollada entre ambos términos, firmándose en el de Villanueva, en la Casa Postas, las capitulaciones de rendición francesa, la primera derrota del emperador Napoleón en el Mundo.

Lo cierto es que, a lo largo y ancho de la Historia, Villanueva ha jugado un papel fundamental en los diferentes sucesos histórico-culturales que se han desarrollado tanto en la antigüedad como en la contemporaneidad dotándole de una seña identitaria quizás como reflejo de su sentir, posición o pensamiento. Así lo hizo en la Guerra Civil de 1936-1939, donde, en un acto de determinación ideológica, cambió su nombre y se hizo llamar Villanueva la Roja.

villanueva_2
Compartir...Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someone